• msn.com

No volverás a tirar la comida si sigues estos tips


Nunca más vas a tirar comida a la basura si sigues estos sencillos consejos

© Foto: Thinkstock

EL DESPERDICIO DE COMIDA ES UN PROBLEMA GRAVE

Tirar lo que no te comiste puede parecerte una práctica habitual o por lo menos inofensiva. Pero imagina si millones de personas alrededor del mundo pensaran lo mismo y tiraran diariamente kilos y kilos de comida en buen estado. Pues sí, esta es la realidad a la que nos estamos enfrentando: los alimentos nos parecen ahora tan accesibles que los estamos consumiendo de manera irresponsable.

El Instituto de Recursos Mundiales ha publicado un estudio para mostrar el alcance de este problema, y sus cifras son alarmantes:

En el mundo se producen 4.4 billones de toneladas de comida al año, de los cuales la tercera parte termina directamente en la basura.

Solamente con el 25% de la comida desperdiciada podríamos alimentar a 1 millón de personas con hambre.

En Asia se desperdician 449 millones de toneladas al año, en América 248 y en Europa 107.

El 25% del desperdicio ocurre en nuestros hogares.

Básicamente, si dejáramos de tirar tanta comida y la distribuyéramos mejor, no habría hambre en el planeta. Es momento de modificar este mal hábito, por eso a continuación te damos los mejores consejos para nunca más tirar comida a la basura.

CUANDO VAYAS AL SUPERMERCADO...

Prepara una lista con los alimentos que debes comprar, de preferencia planea todas tus comidas desde antes para comprar solamente lo justo. Cuando estés en el supermercado, evita comprar promociones del 2x1 en productos que están a punto de caducar, a menos que estés segura de consumirlos en los próximos días. De este modo evitarás el desperdicio y ahorrarás mucho dinero.

CUANDO VAYAS A LA CARNICERÍA O PESCADERÍA...

Si compras carne o pescado, pide también que te den los huesos o cabezas de pescado; podrás aprovecharlos para preparar caldos y fondos de salsa. Por cierto, estarás aprovechando sus vitaminas, minerales y colágeno, lo que hará tus platos mucho más nutritivos.

SIRVE PORCIONES PEQUEÑAS

Limitar el tamaño de tus porciones puede evitar el desperdicio. Muchas personas tienen el hábito de tirar a la basura lo que no se comieron, aunque sea la mitad del plato. Si haces tus porciones más pequeñas comerás solo lo justo en función de tu hambre, y lo que queda en las ollas podrás refrigerarlo fácilmente para comer después.

APRENDE A SELECCIONAR (Y DESCARTAR) TUS FRUTAS Y VERDURAS

Hay frutas y verduras que duran más tiempo que otras, y que puedes comprar en mayor cantidad: ajo, cebolla, papa, batata o col. En cambio, hay alimentos muy delicados que no se conservan más que un par de días. Prepara tus comidas tomando en cuenta estos factores, y comienza la semana cocinando los ingredientes más delicados, dejando los más aguantadores para el final.

También puedes preparar recetas con frutas y verduras un poco golpeadas o muy maduras. En lugar de tirar esos plátanos de cáscara oscura, prepara un bizcocho de plátano con nueces, haz una compota de manza, preparara mermeladas caseras o aprovecha esos tomates en un gazpacho.

CONGELA LAS SOBRAS

Casi todos los platillos preparados aguantan muy bien la congelación. Si has preparado una gran olla de comida y no quieres comer lo mismo toda la semana, separa una parte y congélala. Además de evitar el desperdicio, te estarás ahorrando tiempo, ya que solo tienes que recalentarlo cuando te ganen las prisas.

También es posible congelar frutas y verduras sin que pierdan sus vitaminas, lo que te permite disfrutar de ellas incluso fuera de temporada, ¡y a un menor precio!

COMPARTE TUS ALIMENTOS

Una práctica genial para evitar el desperdicio, y que hacían nuestras abuelas, es compartir los alimentos. Si has preparado mucha comida, regala una parte a tus amigos, colegas o familiares. Además de ser un lindo detalle, estarás promoviendo la cooperación, y seguramente ellos te devolverán el favor cuando cocinen. Actualmente existen muchas apps que te facilitan la tarea de proponer alimentos a tus vecinos para que se aprovechen.

NO TENGAS PENA EN LOS RESTAURANTES...

...y pide lo que te sobró para llevar. Muchas veces comemos solo la mitad del plato, pero sentimos que nos van a juzgar si lo pedimos para casa. Recuerda que en cafés y restaurantes todo lo que no comes se va directamente a la basura y no aprovecha a nadie. Otra opción es pedir platos para compartir cuando las porciones son generosas.

HAZ TU PROPIA COMPOSTA

Una excelente forma de sacarle provecho a las cáscaras y restos de alimentos es haciendo nuestra propia composta en casa. Si no tienes el espacio suficiente, puedes ponerte de acuerdo con tus vecinos para hacer un contenedor por edificio o calle, y aprovechar el abono en las plantas de nuestros espacios verdes.

FUENTE: msn.com


8 vistas
  • Facebook - White Circle
  • Instagram - Círculo Blanco
  • Twitter - círculo blanco

© 2018 by Clowdie and Fran Ramírez Graphics.