• Patty Calle

Madre de Taylor Swift tiene un tumor cerebral


A unos días de los Grammys, una de las celebraciones musicales más importantes, Taylor Swift ha recibido una de las noticias más devastadoras. Su madre, Andrea Swift, tiene un tumor cerebral. El diagnóstico ha llegado cuando la mujer se sometió a unas revisiones relacionadas con el cáncer de pecho que hace cinco años le fue detectado, y que tras sesiones de quimioterapia consiguió dejar atrás. Sin duda, un duro golpe para la familia Swift.

La sombra del cáncer ha vuelto a aparecer en la vida de Taylor Swift, ensañándose con una de las personas a las que más quiere: su madre. La cantante ha anunciado que su progenitora, de 62 años, tiene que volver a enfrentarse a esta enfermedad.

Taylor Swift se ha abierto en una entrevista a Variety, donde ha explicado cómo ha sido el proceso de detección: “Mientras estaba bajo tratamiento, le encontraron un tumor cerebral”. Andrea Swift fue detectada de un cáncer de pecho hace cinco años, motivo por el cual se sometió a quimioterapia y ha seguido controles médicos periódicos.

“Los síntomas por los que pasa una persona que tiene un tumor cerebral no tienen nada que ver con lo que pensaba con el cáncer anterior. Así que está siendo una etapa muy difícil en mi familia”, se sinceraba la artista.

Taylor Swift no ha querido endulzar la situación y ha sido muy clara en sus declaraciones: “No sabemos qué va a pasar. No sabemos qué tratamiento escoger. Aquella fue una decisión que se tomó en aquel momento, pero no para ahora, para lo que está pasando”.

La artista mantiene una relación muy estrecha con su madre, considerándola una de sus mejores amigas. “Todo el mundo quiere a su madre, todos tenemos a una madre importante. Pero para mí ella simplemente es la fuerza que me guía. Casi cada decisión que tomo, la consulto con ella primero. Así que obviamente para mí es muy duro hablar de su enfermedad”, confesó.

En el año 2015, Taylor Swift publicó en Tumblr un post muy sincero donde revelaba la dureza de la situación que estaba viviendo por culpa del cáncer que le había sido detectado a su madre. “Para la Navidad de este año, le pedí a mi madre que uno de sus regalos para mí fuera ir al médico para hacerse un examen de detección de problemas de salud, solo para aliviar algunas de mis preocupaciones”, escribió.

“Ella estuvo de acuerdo y entró para que la revisaran. No hubo señales de alerta y se sintió perfectamente bien, pero lo hizo solo para que mi hermano y yo la dejáramos tranquila. Los resultados llegaron y me entristece decirles que mi madre ha sido diagnosticada con cáncer”, apuntó.


La quimioterapia funcionó en aquella ocasión aunque ahora, cinco años después, Taylor Swift y su familia tienen que hacer frente a un nuevo golpe de la vida con la detección de este tumor cerebral.

Fuente: La Vaguardia


4 vistas
  • Facebook - White Circle
  • Instagram - Círculo Blanco
  • Twitter - círculo blanco

© 2018 by Clowdie and Fran Ramírez Graphics.