• Patty Calle

Acusan a ‘El Juego del Calamar’ de ser plagio de una película japonesa del 2014

El juego del calamar es la producción surcoreana que está conquistando a todos los usuarios de Netflix, pues en menos de una semana se apoderó del puesto número uno en el conteo de la plataforma streaming, disparando su popularidad por los cielos y trayendo consigo reconocimiento y polémica, pues de acuerdo con algunos internautas, el k-drama es un plagio de la película japonesa As the God’s Will, lanzada en 2014.





Sin embargo, el director Hwang Dong-Hyuk ya salió en defensa de su producción, dejando en silencio a más de un hater que trató de sabotear su obra maestra. Tal vez, la más importante en lo que va de su carrera.



El director Hwang Dong-Hyuk sale en defensa





Nadie puede dejar de hablar de El juego del calamar. Sin embargo, el dorama ha tomado tanta relevancia debido a su trama que algunos usuarios notaron su similitud con la película japonesa As the God’s Will (2014) y de inmediato acusaron al director Hwang Dong-Hyuk de plagiar la joya japonesa.


Pero él salió en defensa de su trabajo y el de sus colaboradores, aclarando que su proyecto comenzó a escribirse mucho antes de que la producción japonesa se estrenara en cines. Además, destacó que su guion no llegó antes a la pantalla debido a la falta de apoyo. Afortunadamente, Netflix tomó la riendas del proyecto y su éxito ya es indiscutible.


Son producciones totalmente diferentes





As the God’s Will y El juego del calamar realmente son producciones diferentes. Si bien el primer juego en ambos shows es 90 por ciento similar en términos de reglas y castigos para los jugadores, todo lo que envuelve tanto a la película como al k-drama es completamente diferente.


En As the God’s Will, el primer juego se llama Chocolate Inglés y el jugador que se mueva al terminar de decir la frase, será eliminado del plano terrenal. Lo mismo ocurre en el juego de Luz roja- Luz verde de El juego del calamar. Sin embargo, en la película japonesa los jugadores son obligados a participar y en el k-drama lo hacen de manera voluntaria. Esta es la primera gran diferencia. A esto se le suman los juegos que continúan.


Además, en la película no se explica a ciencia cierta quién, cómo o con qué objetivo se realizan los juegos, caso contrario en el k-drama, cuyo final nos explica el propósito detrás de los juegos. A esto se suma que en la serie nos involucramos y conocemos la historia de cada participante, sus motivaciones y problemas, algo que no sucede en la película nipona.


¿Habrá segunda temporada?





A pesar de la polémica, el k-drama es todo un éxito dentro y fuera de la pantalla chica. Los fans esperan que pronto se confirme una segunda temporada, pero de acuerdo con el director Hwang Dong-Hyuk, esto aún no es certero.


No tengo planes bien desarrollados para ‘El juego del calamar 2’. Es bastante agotador pensar en ello ahora. Pero si tuviera que hacerlo, ciertamente no lo haría solo. Consideraría usar una sala de escritores y querría varios directores experimentados para continuar la trama.



Fuente: OK

33 visualizaciones0 comentarios