top of page
  • apesantez7

Errores que cometemos cuando alguien nos gusta

Por querer agradarle a una persona, terminamos arruinando la magia del momento. Toma nota de lo que no debes hacer con alguien que te atrae

Deja que las cosas fluyan y evita cometer estos errores cuando estás comenzando a salir con alguien que te gusta


Cuando nos sentimos atraídos físicamente hacia alguien y comenzamos a experimentar el proceso del enamoramiento, ponemos tanto empeño en querer agradarle a esa persona que terminamos arruinando nuestra autenticidad y la química natural que puede surgir con ella. Es por eso que algunos romances terminan antes de lo esperado, pues no dejamos que las cosas fluyan y las forzamos con acciones que terminan arruinándolo todo. ¿Cuáles son esos errores básicos que cometemos cuando alguien nos gusta? Toma nota...


Errores que cometemos cuando alguien nos gusta


  • Tratar de impresionar

Hablas demasiado sobre ti. No está mal dar a conocer algunos datos curiosos sobre tu vida, pero en el afán por querer gustarle a una persona podemos caer en el egocentrismo. Evita interrumpir conversaciones para contar tus propias anécdotas, hay tiempo para todo y esa persona apreciará sentirse escuchada también.


  • Idealizar a esa persona

Cuando alguien nos empieza a gustar siempre tenemos altas expectativas porque no conocemos sus defectos y únicamente priorizamos sus cualidades. Idealizar a alguien consiste en considerarlo un modelo de perfección, lo que eventualmente puede generar una gran decepción. Déjate llevar, permítete conocer cada faceta de esa persona y deja de exagerar sus virtudes.


  • No ser igual en persona que por mensajes

Algunas personas fingen ser de una forma que en realidad no son cuando se trata de redes sociales y mensajes de texto, y entonces cuando llega la hora de ver en vivo a ese alguien especial todo se desmorona porque tu personalidad no concuerda con la que das a conocer en el mundo virtual. Sé tú misma desde un inicio y no temas ser auténtica. Eres única y esa es tu magia.

  • No controlar los nervios

Los nervios son traicioneros y pueden llevar a una persona a comportarse erráticamente. Quizá te hagan decir o hacer cosas que en realidad no sientes o quieres, por lo que es fundamental que trataes de controlarte. Puedes intentar con una meditación previa, o bien, practicando ejercicios de respiración.


  • Hablas sobre el futuro demasiado pronto

Te gusta tanto esa persona que no vives el presente y comienzas a llevar las cosas muy a prisa. Te agrada la idea de consolidar un proyecto de vida con ese alguien especial y das por hecho que él o ella también quiere lo mismo. No te adelantes ni presiones las cosas, deja que todo fluya con naturalidad.



Fuente - Cosmopolitan

51 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page