top of page
  • apesantez7

Expertos revelan que publicar demasiadas selfis en redes sociales podría ser un síntoma de problemas psicológicos

Los especialistas dicen que las personas deben ser muy cuidadosas en no caer en la aceptación social a través de redes sociales.

Según un nuevo estudio, las personas que publican repetidamente selfis en el gimnasio y actualizan sus estados para mostrar sus entrenamientos recientes tendrían problemas psicológicos. 


El estudio, realizado por la Universidad Brunel del Reino Unido, profundizó en las aparentes motivaciones de las personas para publicar actualizaciones sobre gimnasios en sus redes sociales. 


Según la investigación, las personas que publican frecuentemente sobre sus entrenamientos muestran una clara motivación principal: alardear de su apariencia.


Y esta preocupación por la apariencia y el atractivo sería una especia de rasgo narcisista. 

Lo que explica el estudio 

El estudio señala que,»los narcisistas actualizaban con más frecuencia sus logros, motivados por su necesidad de atención y validación por parte de la comunidad de Facebook». 


Por un lado, esto parece plausible para el observador no especializado, pero nos gustaría simplemente afirmar (sin ninguna base científica, por supuesto) que la autoestima de la mujer sufre un golpe casi a diario, gracias a la publicidad. 


Y en algunos casos por culpa de los medios de comunicación, porque estos proyectan el cómo deberían verse las personas físicamente.


Con respecto a cómo otras personas ven estas actualizaciones frecuentes del gimnasio, la Dra. Tara Marshal reflexiona y dice que: 


«Aunque nuestros resultados sugieren que la fanfarronería de los narcisistas vale la pena porque reciben más -me gusta- y comentarios en sus actualizaciones de estado, se sienten aceptados, pero en secreto suelen sufrir mucho”. 


Las redes sociales

Las redes sociales tienen muchas definiciones. Algunos expertos lo define como plataformas de comunicación en red y basadas en Internet que permiten la comunicación tanto personal como pública.


Esta definición encaja con las plataformas de redes sociales como Facebook, Twitter e Instagram, que se han convertido en pilares de la cultura popular.  


A medida que el uso de las redes sociales sigue aumentando, se estima que para 2021, más de 3 mil millones de personas las utilizarán. 


Sin duda, las redes sociales ofrecen enormes beneficios para la sociedad al brindar acceso y conexión a personas, servicios, información y oportunidades que antes no hubieran sido posibles.  


Sin embargo, cada vez hay más evidencia, particularmente en la salud mental de los adolescentes, de una asociación entre un mayor uso de las redes sociales y mayores puntuaciones de depresión y ansiedad. 

La salud mental y las redes

Un estudio de Primak encontró un vínculo entre el uso de múltiples plataformas de redes sociales y un aumento de los síntomas de depresión y ansiedad.


Particularmente en jóvenes de 19 a 32 años, aunque no estableció un vínculo causal.  

Una revisión sistemática más reciente de los estudios realizados hasta la fecha también reveló asociaciones entre las actividades basadas en pantallas.


Y que estas tendrían relación con los problemas de salud mental en niños y jóvenes. 


Pero nuevamente concluyó que se necesitaba más investigación sobre causa y efecto. 

Al comentar sobre esta investigación, el director médico del Reino Unido ha aconsejado a los padres que adopten un enfoque «preventivo». 


Lo anterior, a causa de la penetración que tiene una pantalla en el desarrollo infantil y la necesidad de los niños.


Como el sueño, el ejercicio y la interacción social cara a cara, que la actividad de la pantalla no debe reemplazar.  

Comparación social 

Podría haber muchas razones por las que las redes sociales se han relacionado con un aumento de la ansiedad y los síntomas depresivos.


La comparación social es una forma de autoestima sociológica, donde derivamos nuestro sentido de identidad comparándonos con los demás. 


Algunos conocedores dicen que las personas tienen una tendencia a hacer comparaciones sociales descendentes con aquellos que están en peor situación.


Por el contrario, las comparaciones sociales ascendentes pueden reducir la autoestima y son más probables en las redes sociales. 


La comparación social en el mundo real generalmente involucra a uno mismo y a algunos otros, mientras que el universo digital de las redes sociales presenta un potencial casi ilimitado para que las personas se comparen con los demás

10 visualizaciones0 comentarios

Коментарі


bottom of page