top of page
  • Foto del escritorssolis9

Hinchas ecuatorianos pidieron que se venda cerveza en los estadios y le cantaron a Chile



Los goles de Énner Valencia desataron una euforia de los ecuatorianos en las gradas del estadio Al Bayt, en el partido entre la Selección de Ecuador y Qatar, en el Mundial.


El primero originó que los hinchas le dedicarán canticos a los chilenos. Lo hacían usualmente cada cinco minutos en el primer tiempo. Decían: “poropo, poropo…” Y otros canticos en contra de los chilenos, que se quedaron excluidos del Mundial, tras su irregular campaña en las eliminatorias sudamericanas.


Los aficionados que llegaron al estadio catarí estuvieron alegres, casi locos, no paraban de saltar y gritar. Nombraban a Énner, a Plata, a Galíndez, también desafiaban a los miles de aficionados rivales, que copaban el escenario. Era una ir y venir de canticos. Los cataríes nombraban a sus jugadores y los ecuatorianos hacían lo mismo. Hasta se dieron el gusto de hacer el ole tradicional, en el momento que el balón estuvo en poder de los futbolistas tricolores.

Les gritaban a los jugadores catarís en las agresiones que les hicieron a Énner Valencia y a Moisés Caicedo. Y lo más pintoresco es el pedido que hicieron: “queremos cerveza, queremos cerveza…”.


Esas frases se extendieron por varios segundos en el estadio, las acompañaron los pocos mexicanos, los argentinos, los latinos, que estaban en el estadio, en donde estaban el Emir de Catar, Tamim bin Hamad Al Thani, quien estuvo en el palco presidencial de todas las autoridades del país del Golfo Pérsico. Con él también estaba Gianni Infantino, presidente de la FIFA.


La televisión oficial que le emite la señal de televisión del Mundial no puso ninguna de las imágenes, pero el pedido de los ecuatorianos volvió a poner el debate en la mesa por las restricciones del consumo de cerveza en los estadios del Mundial, anunciado tres días antes de la inauguración.


63 visualizaciones0 comentarios
bottom of page